Inicio el güichi el güichi divulgativo los municipales aquellos tiempos c.d. san fernando gentes de la isla industrias de la isla influencia militar las siete revueltas porqué decimos semana santa y fiestas de guardar

industrias de la isla:
Industriales y comerciantes que de alguna manera crearon trabajo para los cañaíllas.Refinos, Bares, Restaurantes, Ultramarinos, Almacenistas y Asentadores.etc.


Apartados:
taxis y transportes


General:
Afuera aparte, con la misma....
Agradecimiento y Bibliografía El Güichi de Carlos
Aniversarios de El Güichi de Carlos
Contacta con El Güichi de Carlos
El Güichi de Carlos por el mundo
La alacena principal
Los Parroquianos de El Güichi de Carlos
Nueva imagen de El Güichi de Carlos
Páginas compadres
Recomienda El Güichi de Carlos
Si te pierdes, preguntale al Guardia de la esquina
Ultimas noticias


el chulo

Una vez que el servicio de transportes interno de San Fernando dejó de utilizar allá en el año de 1957 el tranvía, la Compañía de Tranvía, trajo a La Isla un autobús de origen y nombre francés llamado Chausson.

Con la llegada de estos autobuses se modificó en parte el trayecto urbano en San Fernando.

El recorrido que venía realizando el viejo Tranvía bajando por la calle Real y subiendo por Escaño, se modificó entrando por Diego de Alvear, y cardenal Spínola para subir por Colón hacia Calatrava.

“El Tranvía” para entrar en San Carlos lo hacía por: Calatrava, San José y San Antonio, el Puente de la Casería, camino de la Cruz y callejón del Toro (Castillito Sección Femenina, hoy Club de Suboficiales de la Marina), el cruce hacia la Avanzadilla. “El Chulo” continuaba por Calatrava hacia la Plaza de Tetuán, 18 de Julio, La Glorieta y cruzaba la vía férrea para entrar en San Carlos llegar a la Avanzadilla.

De regreso, bajando por Colón no llegaba hasta la calle Escaño. Hacía la entrada por la calle Calvo Sotelo –Rosario- hacia la parada en la Plaza de la Iglesia.

El resto del trayecto hacia la Ardila y regreso fue el mismo que el “Tranvía.

Por “aquellos tiempos”, la calle Rosario disponía de grandes aceras a ambos lados y en el centro, la calzada por donde circulaban todo tipo de transportes de la época.

Desde la calle Colón hacia la de Calvo Sotelo, la esquina donde en su día se ubicó el Bar “Los Dardanelos” y posteriormente “Casa Jesús” (hoy Seón), la esquina se encontraba simétricamente a la de enfrente de los “Almacenes Blancos”.

Las dimensiones de el Chausson no hacía fácil doblar la esquina y entrar en la calle Rosario –nunca se dejó de nombrar de tal manera esta calle-. Tenía problemas para doblar y entrar. Se tenía que “pegar” todo lo máximo posible a los escaparates de “Blanco” – comercio en la esquina contraria con sus hierros de protección que los cañaíllas se apoyaban para vez los escaparates-, y poco a poco, frenando dy girando aquel pesado volante para no rozar con la esquina de “Los Dardanelos” ocurrió que un día rozó y se llevó por delante la susodicha esquina derecha que dificultaba la entrada. Dicen que dicha propiedad la compró la Compañía de Tranvías y la adaptó con un cejo en la fachada para facilitar la entrada de “El Chulo” que aún hoy perdura.

Pues bien, como antes se ha comentado, la calle Rosario transitable tenía dos grandes aceras para el paseo y observancia de los escaparates comerciales. La calzada adoquinada prácticamente la ocupaba totalmente el autobús. De ahí, de verse toda la calle exclusivamente para el vehículo, se comenzó a denominar “Lo chulo que es que coge toda la calle”. Por supuesto, se le quedó el mote de “El CHULO”.

Tanto ocupaba la calzada que una noticia de la época comenta que cierta tarde un ciclista situado delante de la puerta del Deportes Andalucía (junto al Centro Obrero), no accedía a bajarse de la bicicleta y dejar pasar al CHULO. Quítate tú que “Pá chulo yo” comentó aquel buen hombre que no entraba en razones. Y eso que iba en “contramano” (dirección contraria).

Cuando los Chausson (francés) dejó de ser utilizado, algunos de ellos se transformaron en “Trolebuses” para Cádiz.

Pero con la extensión que La Isla estaba tomando y las distancias entre el centro, la Casería y las nuevas barriadas que se construían hacían necesaria ampliar e incorporar nuevos trayectos para dar servicios a los cañaíllas.

A los autobuses de estos nuevos trayectos urbanos ya se les conocieron según la línea de partida o destino. De esta manera, un mismo autobús de la línea “Bazán la Ardila”, según en la dirección que se tomase , se decía el coche de la BAZAN o el coche de LA ARDILA. Con el tiempo llegó la definición de numerar las líneas de viaje con números. Entonces tomábamos el 1, el 3 el 2 etc….

Ahora al comenzar el Siglo XXI y la supresión de la calle Real, el Ayuntamiento ´-gentes del gobierno municipal- han montao tal un cacao que un día teníamos que coger el coche en San Marcos y otro a en El Parque. Cambiando trayectos y paradas, rectificando, cambiando y no volviendo a rectificar, y encima duplicar las línea, ahora también se habla de las líneas Norte y Sur.

Pero para las personas de ciertas edades, sea el coche que sea, continúan llamándole “El chulo” a pesar que éste nació en 1957.


El Güichi de Carlos.
Con la colaboración de Antonio Sanz y Juan J. Maruri
Diciembre 2009
1810-2010.- 24 de Septiembre. Bicentenario de Las Cortes. Comienzo de la deliberación y aprobación de los decretos de la primera Constitución española de 1812 (La Pepa), en la Villa de la Real Isla de León.

Ir a porqué decimos


 

El Chulo.- Chausson. Esta fotografía no corresponde a San Fernando. Se inserta para conocer los colores y modelo de autobús conocido como "El chulo" en La Isla.Fotografía de autor desconocido.



Arriba

el canario | taxis y transportes